Líbano y las importaciones

Las importaciones durante los últimos años, entre las dos partidas analizadas, rondan los 30 millones de dólares americanos anuales. China, Tailandia y España se reparten más del 75% de las importaciones del Líbano de la partida 84.28.10 (ascensores completos) lo que les convierte en los principales proveedores del país, mientras que los proveedores más importantes de la partida 84.31.31 son China, Tailandia e Italia.

De hecho, España ha sido, durante los últimos años, el segundo proveedor en valor del Líbano y uno de los más estables, rondando las transacciones entre ambos países entre 3 y 5 millones de dólares anuales. En el periodo analizado (2011-2014) los elevadores españoles procedentes de España han supuesto el 21,45% de las importaciones totales de este tipo de aparatos por parte del Líbano. Como se ha mencionado, destaca también la posición dominante de China y Tailandia, que se intercalan el primer puesto de países proveedores y tradicionalmente han supuesto más de la mitad de las importaciones totales.

El mantenimiento corre a cargo, generalmente, del instalador. La práctica general es que el proveedor acuerde una garantía de un año con su distribuidor y corra con el coste de recambios durante este periodo. El mercado se reparte al cincuenta por cierto entre aquellos que importan ascensores completos y los que importan piezas de ascensores para ensamblarlos posteriormente en el Líbano, reduciendo así los costes de mano de obra.

En el Líbano no existe producción local de sistemas de elevación, pero sí que existe re-exportación y comercio de este tipo de productos con terceros países: muchos libaneses cuentan con familiares o conocidos en el extranjero, la denominada diáspora libanesa, de los que se valen para hacer negocios a nivel internacional. En los últimos cinco años, estas exportaciones suponen el 8,99% de las importaciones totales de elevadores.

Abrir chat